El mundo es para Millennials.




Los Millennials pertenecemos a una generación que fue experimentando el mundo diferente. Nos acostumbramos desde muy pequeños a relacionarnos con los demás de una forma distinta, salíamos a jugar con nuestros amigos, interactuábamos con los demás de una forma análoga, los juegos, y las reuniones se hacían presencialmente por lo que el contacto físico era muy importante, basábamos nuestra confianza en muchos aspectos que tenían que ver con los sentidos. Encontrar el amor era un proceso diferente en donde enamorar era un arte. Como la única posibilidad que tenías era comunicarte a través del teléfono, entonces se daban muchísimas oportunidades de contacto físico para conocer a una persona antes de tener la oportunidad de tener el teléfono de esa persona. El conocer se basaba en una interacción constante de momentos que debías generar para poder darte cuenta quien era esa persona que te gustaba. Nos acostumbramos a oír, y percibir intenciones a través de nuestros sentidos y era un proceso que tomaba un tiempo valioso. Somos la generación que aprendió a experimentar el mundo sintiendo.


Salíamos a caminar y a explorar espacios, teníamos grupos de amigos con los que debíamos innovar la forma de divertirnos, cuando no hay muchas opciones esto ayuda a que se genere una conexión emocional por lo que había por descubrir, por lo nuevo, de una forma positiva. Cuando teníamos que llevar a cabo una actividad teníamos que explorar muchas opciones, las opciones se volvían infinitas, estas opciones todas tenían su magia porque a través de ellas podíamos encontrar algo nuevo que no habíamos visto antes, conectábamos todo con el instante, y relacionamos nuestras ideas de la misma forma.


La forma de aprender también era muy diferente, Los Millennials somos la generación de la exploración, la investigación y el método científico lo que nos hace altamente curiosos; somos una generación con una mente estructurada pero con el espacio necesario hacia la creatividad para hacer las cosas. El acceso a la información no era tan fácil, la información de valor era un descubrimiento para cada Millennial, era un tesoro por lo que nos convertimos en coleccionistas de libros, de música, de imágenes. Somos la generación que colecciona momentos.


También vimos el cambio que generó la inmediatéz en el mundo. Desde la fotografía, crecimos con las cámaras análogas, algunas instantáneas en donde sólo tenías 33 o menos disparos para tomar el momento correcto, entendíamos que el momento era algo irrepetible, existía ese concepto en nuestra mente. Entonces teníamos el concepto de paciencia como parte de nuestro entendimiento; el proceso se convertía en algo de valor y entendíamos que para lograr las cosas teníamos que hacerlo muy bien y con muchas ganas. Debíamos esperar para lograrlo, por lo que somos una generación que entiende que los momentos son irrepetibles.


Como Millennials tenemos muchas ventajas para innovar y crear, todos tenemos el chip de entender el mundo desde los sentidos y de valorar las cosas desde el proceso que toma hacerlo, como dice la frase cliché esto hace que te enamores del proceso y no del objetivo, y al enamorarse del proceso es inherente que el resultado sea increíble.


Entendemos a las personas desde el sentir, y sabemos adaptarnos al mundo y sus procesos de una forma más fácil, porque nos ha tocado casi que durante toda nuestra vida adaptarnos a cambios constantes, nos tocó ver toda la evolución análoga a digital, desde los computadores, hasta la forma como se concibe la música hoy en día.

La llegada del internet logró expandir nuestra mente sin desenfocarnos de un objetivo sensorial, y somos la generación que logra crear una conexión emocional entre las personas, porque estamos atentos a los detalles con un radar afinado para ello.

Tenemos la capacidad de ser creativos siendo recursivos para lograrlo.


Si eres de la generación Millennial y te sientes estancado en este momento, te invito a que recorras tu mente hacia lo que te hacía sentir bien, feliz y con energía. Nos encontramos en un mundo que está diseñando para dejar de sentir, estar distraídos, fuera de foco de lo que es realmente importante pero recuerda que a través de ese recuerdo sensorial vas a encontrar la respuesta porque tienes la estructura mental para entenderlo.

RECURSOS

CONTACTO